No es preciso llorar para describir una lágrima.




Vuelo blanco de gaviota, sobre un mar de azules sombras. Te pareces a mis sueños nunca tienen final. En la larga noche anclados cuando apenas respiramos construyendo contra el odio Nuestra libertad .
Vuelo blanco de gaviota reflejándose en las olas de alquitrán manchadas vamos destruyendo tu hogar. Quién sabrá escribir la historia refrescarnos la memoria si no abrimos las ventanas todo seguirá igual. Vuelto alto, vuelo blanco los que aras de tierra andamos los que siempre te envidiamos al oírte graznar. Quién será el sagrado fuego que dará un impulso nuevo que nos lleve hacia aquel alto 
viento de libertad.

SHARE

Google+ Followers